Ópera en Viena

on diciembre 17, 2014

Los hoteles son buena fuente de inspiración cuando ha llegado la hora de diseñar nuestros espacios. Les puedo asegurar que más de una persona ha sacado alguna idea del hotel en el cual se haya hospedado durante un viaje, para después replicarla en su propio hogar. De hecho recuerdo haber visto en una ocasión el baño de una señora el cual era copia del de las habitaciones del hotel The Venetian de Las Vegas.

Debido a que los hoteles son “nuestra casa fuera de casa”, aquellos que se toman en serio ésto procuran que sus interiores sean lo más acogedor y confortable para todos sus huéspedes. Por supuesto, dentro de los hoteles hay varias categorías (y no me refiero al nivel de calidad solamente) respecto al estilo, vibra o feeling que busque transmitir y de acuerdo al tipo de huésped que tenga como objetivo. Podemos concluir entonces que mientras existen cadenas de hoteles enfocadas a diferentes tipos de ejecutivos y viajeros de negocios (desde el ejecutivo junior hasta aquellos que están pensados para CEO’s o Chairman de los grandes corporativos), también hay hoteles destinados a hospedar familias o aquellos pensados para aquel que viaja sólo por la aventura de hacerlo. Y cada vez hay más y más categorías: hoteles para los que gustamos del diseño, hoteles para los que sólo necesitan un techo, hoteles para los amantes de la moda, hoteles para esto, hoteles para lo otro. Por supuesto, no sólo cambiará la oferta de servicios de cada uno, sino también el diseño y la decoración de sus interiores.

En Berlín tuve la oportunidad de hospedarme en una cadena de hoteles destinada principalmente para el viajero de negocios y, podría pensar, aún más para aquel que disfruta del diseño. Se llama Motel-One. Y no, la palabra “motel” definitivamente no tiene la misma connotación que aquí en nuestro país, sino que se trata más bien de un hotel joven, moderno, sencillo, conveniente y, por supuesto, les aseguro que definitivamente se puede clasificar con una triple B: bueno, bonito y barato. 

Imagen: Nada como una buena cerveza alemana en el bar del Motel One Bellevue Berlín.

Pero para serles franca, el diseño del Motel One Berlín Bellevue no es nada del otro mundo ni nada que un buen hotel aquí no pueda ofrecer en este sentido actualmente. ¿Entonces? Pues resulta que hace unas cuantas semanas vi en una de las redes sociales de un diseñador que me gusta, Lee Broom, que uno de sus diseños de lámparas había sido utilizado en el Motel One de Viena. Como recordé el nombre del de Berlín, me puse de curiosa a ver el diseño del de Viena ¡y lo que vi me agradó bastante! Recién estrenado en un edificio antiguo remodelado, el Motel One Staatsoper Vienna conserva el estilo de los demás hoteles de la cadena pero tomando inspiración de la ciudad en donde se ubica.

viena 7

Imagen: Clear Crystal Bulb & Pendant de Lee Broom, los cuales iluminan el área del bar.

Les comparto pues, imágenes de este hotel para que puedan tomar inspiración de sus espacios (la gama de colores, la combinación de texturas, el estilo de los muebles o el de las lámparas) y aunque parezca que estoy haciendo un comercial (juro que no me pagan por ello) la verdad es que después de hacer corajes hace unos meses al tratar de encontrar un buen hotel para la Cumbre Tajín (¡¡donde una mugre habitación cualquiera alcanza precios de más de $2,000 pesos la noche!!) lo comparo con lo que pagué y mi experiencia en el Motel One de Berlín y les aseguro que el precio de la habitación es poco menos de la mitad de lo que se cotiza en la Cumbre. Es más, el costo era el mismo a un hotel promedio en mi ciudad. Y en Europa. Y céntrico, además.

Bueno, espero les sirva el tip. Por lo pronto, y ya que Viena está dentro de mi bucket list, el Motel One Staatsoper es opción para mi y espero tener la oportunidad de contarles mi experiencia en éste. Mientras, no se diga más y he aquí el hermoso interior de este hotel 😉

viena 1

viena 2

viena 5

viena 4jpg

Slider: Interior y exterior del edificio antiguo donde se encuentra el hotel.

rúbrica


Post a new comment